martes, 3 de diciembre de 2013

Hoy estuve a punto de una crisis nerviosa , provocado por otra -sí, OTRA- noche de insomnio. Tuve que ir a
trabajar y todo mundo me había preguntado qué me había pasado. sentía cómo mi cuerpo me odiaba.

Y mucho. 
Hace poco vi una película que se llama  Insidious. Me gustó mucho porque tiene este tema que me interesa
 mucho: viajar en los sueños. Es un tema raro. Estos días he tenido sueños muy raros, algunos donde despierto
con sudor frío y otros donde de plano me levanto de la cama y corro a prender la luz, para después nada más
sentirme un poco tonta por hacer eso. 

Y en fin, así han sido mis sueños últimamente. En Insidious, como decía, hay una parte donde el papá tiene que
buscar al niño en una especie de mundo onírico-diabólico y al encontrarlo, hay otro problema: hay que regresar
al mundo real. Es una cuestión muy bella y siento que me pasa algo así, no sé si con lo onírico, pero siento que me
alejo un poco de quien soy, o al menos de lo que creo ser. Es más o menos como esto……

Hay un espacio mental en el que al dormir se puede 

viajar más o menos lejos y al despertar se produce 

un regreso desde mayor o menor distancia.


Siento que lo entiendo. Estoy despertando muy 

lejos.

                         RAQUELITA